Marketing digital dentro de la industria 4.0

Rebattery: logística de un elemento clave para la movilidad sostenible

24-rebattery

Durante mi visita al B-Venture Bilbao tuve ocasión de conocer una empresa de reciente constitución llamada Rebattery, con sede en Ermua, que se dedica al mantenimiento preventivo, diagnóstico, la reparación y el asesoramiento en materia de baterías de todos los tipos utilizados en la actualidad para fines industriales y particulares: plomo-ácido, Ni-MH, Ni-CD y Litio. La actividad del negocio se extiende a un ámbito relacionado de tan capital importancia como la gestión del residuo procedente del desguace de baterías de todas clases, dentro de los planteamientos de la economía circular. Todas estas líneas de actividad hacen que la clientela potencial de la empresa se extienda desde el cliente particular a las administraciones públicas, pasando por aquellos sectores industriales en los que el uso de baterías eléctricas sea un factor de funcionamiento clave, que en nuestra época es tanto como decir todos.

Las baterías eléctricas constituyen un elemento esencial de la movilidad eléctrica. Este hecho es algo tan evidente que a veces sorprende no ver cómo no se le concede la debida atención. El proyecto Hiriko, antaño panacea de promesas de regeneración industrial del País Vasco, pero hoy de triste y vergonzoso renombre, no fracasó por problemas de mala gestión o de malversación de fondos. En el fondo no tenía mucho recorrido, porque estaba basado en las mismas operaciones de diseño y montaje que las grandes casas del automóvil tienen ya integradas en sus fábricas. Contra eso no se puede competir. Si en lugar de buscar la foto junto a un prototipo de vehículo canijo y apilable, los responsables de invertir el capital hubiesen fiado la creación de valor a tecnologías base -motores eléctricos, sistemas de control o de almacenamiento energético, etc.- la historia habría sido distinta. Quizá hoy tendríamos varias empresas en marcha, con un centenar de puestos de trabajo, al coste de una inversión menor y mucho más provechosa para el contribuyente.

De entre las tecnologías de base las baterías eléctricas son la más importante, por razones que no hace falta explicar. Lo que los medios nos muestran es el final de la cadena de valor: automóviles del futuro con líneas aerodinámicas que parecen enormes monopatines con carrocería y se conducen con un joystick. Pero la mayor parte del iceberg se encuentra bajo la superficie: conocimiento de materiales y química avanzada, know-how e innovación en sistemas energéticos, gestión de acumuladores y estrategias para el mantenimiento y el reciclado. A largo plazo es más rentable invertir en estos ámbitos B2B antes que en escaparates y concesionarios.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.